Litio: Senadores entregaron su respaldo a acuerdo entre Corfo y SQM

0
11
02 de Octubre de 2012/ATACAMA Las plantas procesadoras de Soquimich (SQM) y la Sociedad Chilena del Litio (SCL), en Salar de Atacama, donde Chile tiene reservas entre 6,3 y 6,5 millones de toneladas de litio, de las cuales entre 5,6 y seis millones provienen de dicho salar, el cual tiene la concentraciÛn de litio en salmueras m·s altas del mundo.Adem·s, el Salar de Atacama es el ˙nico yacimiento minero donde hay potasio en cantidades relevantes, por lo que el negocio de SQM se sustentarÌa principalmente por el potasio. Si bien SQM es el principal productor de litio en el mundo (31%), este negocio representÛ en 2009 un 8% de sus ventas, por lo cual tiene puestas sus inversiones en el potasio, donde el cloruro de potasio representÛ en 2009 un 20% de sus ventas. SCL, por su parte, tiene una capacidad instalada de 170.000 ton/aÒo de cloruro de potasio como subproducto y por Èste paga a Corfo un 3% de las ventas. FOTO: ARIEL MARINKOVIC/AGENCIAUNO.

Los integrantes de la comisión de Minería del Senado respaldaron el acuerdo suscrito el 17 de enero pasado entre Corfo y Soquimich (SQM) para la explotación del litio hasta el año 2030 en el Salar de Atacama.

Los parlamentarios, además, manifestaron su conformidad con las explicaciones dadas en la instancia por el vicepresidente ejecutivo de Corfo, Eduardo Bitrán, quien fue convocado a una sesión extraordinaria, puesto que se le había invitado en reiteradas ocasiones, pero no había podido asistir.

En la oportunidad, Bitrán destacó las utilidades que quedarán para el Estado producto de este acuerdo, ya que «se generarían ingresos totales del orden de los 18 millones de dólares, de los cuales 10 irían a las arcas del Fisco».

«Corfo tenía dos opciones: que el árbitro fijara a SQM una compensación de 17 millones de dólares y el litio fuera descartado o, lo que finalmente pasó, es decir, que nosotros aceptáramos la propuesta de conciliación. Así se establecen las rentas de arrendamiento y regalías más altas de la minería nacional y el desarrollo del litio continúa su curso», agregó el ex ministro.

En cuanto al cuestionado comportamiento de la minera, Bitrán reconoció que «en SQM hay una cultura de la impunidad, por eso incluimos dos interventores, más el que puso el Departamento de Justicia de Estados Unidos, con el fin de mirar los temas ambientales y cualquier atisbo de corrupción».

Cooperativa

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here